miércoles, 12 de agosto de 2015

Industrialización de la ruralidad para la inclusión social*

*Artículo publicado el pasado 20 de junio en la edición N° 16 de la Revista del Instituto de Capacitación Política GESTAR 



"Uno de mis grandes sueños es industrializar la ruralidad" (Cristina Fernández de Kirchner) 26/08/2011

En la última década, La Rioja vivió un profundo proceso de transformación económica y social que le permitió, como nunca antes, promover la inversión legítima tanto pública como privada, lo que ha ampliado el horizonte del desarrollo de la provincia. Indudablemente estos importantes avances en materia económica y social fueron posibles gracias a la nueva etapa inaugurada en 2003 por Néstor Kirchner y continuada y profundizada por nuestra presidenta Cristina Fernández. Este nuevo modelo de país, de fuerte contenido nacional y popular con ejes en la inclusión social y en la industrialización orientada a la sustitución de importaciones, posee además una clara visión federal del desarrollo económico y de la equidad territorial. 

En La Rioja queremos que los productores se incorporen a un proceso de industrialización de la ruralidad, esto es a agregar valor en origen a la producción. Esta necesidad es compartida por los propios productores, quienes, desde los distintos puntos de la provincia, demandan asistencia técnica y económica para la asociatividad y la instalación de plantas de industrialización de sus productos. La decisión política de nuestro Gobernador Beder Herrera, resulta clave para poder enfrentar el desafío de cambiar la actual matriz productiva agrícola y ganadera de la provincia y avanzar hacia en un modelo que profundice la inclusión social, el empleo, el agregado de valor y la ampliación de derechos en todo nuestro rico y diverso territorio. 


Produciendo el cambio

Cambiar décadas de atraso, abandono, desprotección e inequidades también requiere de ejes claros, concretos y medibles que permitan orientar las acciones de gobierno. Para ello, en la última etapa de gestión de gobierno, definimos cuatro ejes de trabajo en materia de producción y desarrollo, que atraviesan el diseño de nuestras políticas para el sector:

- Industrializar la ruralidad, haciendo partícipe en este proceso al productor primario de la cadena, para lograr rentabilidad a los productores y generar trabajo en cada pueblo, evitando el desarraigo y el despoblamiento del campo. 

- Expandir la matriz productiva, a partir de la diversificación productiva de los cultivos tradicionales de la provincia para lograr una mayor inserción de nuestros productos en los mercados regionales, nacionales e internacionales. 

- Mejorar la calidad de los productos apostando por una marca riojana reconocible entre los consumidores que garantice la integridad y sustentabilidad de lo producido por nuestras pequeñas y medianas empresas. Las manufacturas riojanas pueden, por su calidad de origen, reemplazar productos importados con el consiguiente impacto positivo en los precios del mercado interno. 

- Promover la asociatividad, a partir de la participación y la colaboración de todos los sectores económicos para lograr un nuevo modelo productivo e industrial en la provincia que promueva el empleo de calidad y la innovación productiva.



A partir de estos ejes de trabajo desarrollamos un conjunto de acciones y medidas para empezar a producir los cambios que La Rioja necesita. 

Desde el día uno de la gestión trabajamos en mejorar las materias primas logradas a partir la capacitación de los productores, para la distintas certificaciones como las de Buenas Prácticas Agrícolas y de Manufactura, de Productos Orgánicos, declaraciones de Denominación de Origen e Identificación Geográfica, que otorga el Ministerio de Agricultura Ganadería y Pesca. 

Logramos ampliar y mejorar genéticamente el ganado vacuno, caprino y porcino, ya sea a través del sostenimiento de fondos rotatorios específicos para los productores y la instalación de un Laboratorio de Genética Animal que permitirá mejorar genéticamente los rodeos de la provincia. 

Expandimos la población ganadera mediante el desarrollo de sistemas silvopastoriles (rolado selectivo de áreas degradadas, preservando las especies arbóreas y recuperando la cobertura vegetal y disponibilidad de forrajes mediante la intersiembra de buffel grass) y desarrollando un programa intensivo de obtención-extracción, tratamiento, acumulación y distribución de agua para uso ganadero en la región de los Llanos. 

Al mismo tiempo, nuestra gestión está acompañando la producción de forrajes en áreas de riego, complementando la actividad ganadera, promoviendo los feed lot y campos comunitarios para la obtención de carne.

Hemos propuesto a productores y/o emprendedores la adecuación de la producción a la demanda local, para posicionar en el mercado nacional e internacional a los productos riojanos, por medio de acciones de promoción y comercio exterior. Es por ello que agregando valor a nuestra producción primaria tradicional de olivo, vid y nogal, transformamos y reconvertimos la producción primaria en el territorio con maquinarias, industrialización y asistencia tecnológica.



Mejoramos el diseño de las políticas para pequeños productores familiares, formulando y promoviendo leyes que favorecen la participación prioritaria de los productores familiares fortaleciendo las políticas las políticas de estado y las organizaciones.

Aumentamos las obras de agua destinadas a la producción en las actuales áreas de riego, incorporando tecnologías de riego localizado para permitir la expansión e intensificación agrícola mediante un uso más eficiente del agua. Esta política está destinada especialmente a los pequeños productores y sectores tradicionales. 

En los últimos años también, el estado provincial ha hecho una fuerte inversión para promover las industrias productivas riojanas que se están consolidando como Agro Andina, Cerdo de Los Llanos y Granjas Riojanas, entre otras, que buscan desarrollar un nuevo modelo de gestión con participación estatal mayoritaria. El rumbo marcado por el proyecto político nacional y provincial - donde la producción, la industria y la ciencia suman esfuerzos para el crecimiento económico - debe seguir consolidándose.

Todos estos logros son gracias al peronismo. Es el camino para nuestra provincia y para nuestro país. Es una doctrina que está dedicada a priorizar la atención de las políticas públicas en los más vulnerables. Hacemos una opción por los pobres, pero para que dejen de serlo. Es una bandera de dignificación y desarrollo económico sustentable.

Industrializar la ruralidad, agregar valor a los productos y lograr la soberanía alimentaria, son ejes de la gestión del gobierno peronista de Cristina Fernández y debemos movilizarnos para asegurar que en estas próximas elecciones se consoliden estos logros acompañando los candidatos de nuestro proyecto político.

0 comentarios:

Tus propuestas

Juntos podemos sumar ideas para mejorar la provincia.
Mandanos tus sugerencias a través de este formulario o escribinos a propuestas@javiertineo.net

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *